El Moderno - Informador Fotográfico

Como elegir una escuela de fotografía.

Te apasiona la fotografía y no parás de ver todo con “ojo fotográfico”. Cuando andás por la calle, en todo momento lamentás no tener tu cámara encima, pero al mismo tiempo sentís que si la tuvieras, tal vez no podrías aprovechar toda la enorme cantidad de funciones que tiene, simplemente porque desconocés su manejo.

Llegó la hora de hacer un curso, de aprender a manejar tu cámara y a expresarte a través del hermoso lenguaje fotográfico.

Entonces te pones a googlear y te aparecen cientos de opciones. Consultás en los foros y algunos te recomiendan esta o aquella y otros te dicen que no hace falta pagar nada, que todo está gratuitamente en la web.

Te vamos a tirar unos pocos conceptos para que puedas decidir acertadamente:

  • Si tu conocimiento técnico es cercano a cero, el tipo de escuela que busques debe responder a eso. Una escuela de “arte fotográfico”, seguramente acentuará en el artista que puede haber dentro tuyo, en tu modo de expresarte, pero mucho antes que eso, debés aprender las herramientas básicas: la cámara y las luces.
  • Un maestro de fotografía no es lo mismo que un fotógrafo. Se puede ser muy bueno en una especialidad y muy malo en la otra. No hay implicancias ni garantías de calidad. Fijate en la trayectoria docente, mas que en la lista de clientes o en su portfolio profesional. Hay muy buenos fotógrafos, que incursionan en la enseñanza como una actividad comercial mas, y que conocen muy bien su oficio, pero a veces no saben (o no quieren) transmitirlo.
  • Si te ofrecen “Salida laboral rápida”, escapate mientras puedas. El oficio de fotógrafo, como la mayoría de los oficios, requiere tiempo de capacitación, de ejercitación, de posicionamiento comercial y equipamiento caro. Si una escuela te aconseja lanzarte profesionalmente después de 3 o 4 meses de curso, está faltando a la verdad. Un profesional debe asumir la responsabilidad que le cabe, y eso solo lo puede garantizar con conocimiento y suficiente práctica del oficio. La buena enseñanza de la fotografía también incluye estos conceptos: profesionales confiables y seguros.
  • En la web hay abundancia de información sobre fotografía y sobre cualquier otra cosa. Mucha de esta información, a veces en forma de tutoriales, puede ser interesante y correcta. Pero no toda es asi, hay muchos errores, conceptos equivocados y procedimientos incorrectos. El gran problema para alguien que no conoce del tema, es como diferenciarlos. Por eso la importancia de las escuelas y los maestros de fotografía.
  • La práctica, la ejercitación constante y metódica es el reaseguro de cualquier curso de fotografía. No existe el aprendizaje sin la práctica. En la escuela donde estudies debe haber suficiente cantidad de clases prácticas y por tu cuenta también es necesario que agregues mas ejercitación. En la escuela se aprende, en la práctica se incorpora el conocimiento.

Nahual Studio es una escuela de fotografía con mas de 25 años de actividad, donde lo que reivindicamos desde siempre, es la relación cálida y directa con cada uno de nuestros alumnos.

2
  Notas relacionadas

Comentarios

  1. Mariana  febrero 22, 2017

    “En éste curso no salís siendo Fotó[email protected], la práctica es lo que hace el oficio” digo a quiénes concurren a mis clases en el primer día y los siguientes.
    Hace 10 años trabajo como fotógrafa profesional, yo aprendí de oficio, no en escuela y lo aclaro siempre ya que pareciera que hoy en día si no tenés el título de alguien aprobando tu trabajo no SOS lo que decís hacer.
    De los grupos que tuve, y tengo, el 85% quiere aprender a usar su cámara y nada más, tuvieron la oportunidad de ser embaucados en algún viaje y se compraron el set de cámara semipro con dos lentes (kit y malo) y quieren saber de qué va la cosa. El 40% intentó antes en una escuela de fotografía pero salió insatisfechx con la experiencia. El 15% vio todos los tutoriales que hay en línea y quedó más desorientadx. El 70% tiene grandes aptitudes fotográficas naturales y no lo saben hasta que realizan el curso y el 20% sigue su orientación fotográfica y la pasa a otro nivel.
    De los fotógrafos que recluté o “coachié” (para empresas de fotografía extranjeras) el 70%, que estudió en universidades o escuelas de fotografía o de “arte fotográfico”, no sabía que tipo de equipo usaba, ni el AF de sus lentes… en el aprendizaje parece ser es relativo todo y depende del educador, ya no de las escuelas.
    Creo que mi comentario es efusivo porque avala gran parte de lo que dice éste artículo 😀
    lo compartiré con mis grupos!

    responder
    • Nahualito  febrero 22, 2017

      Gracias Mariana por tu comentario, que comparto totalmente.
      Va siendo hora de hablarle a los alumnos con la verdad.

      Saludos!

      responder

Añadir un comentario